martes, 24 de enero de 2017

Patatas con majado.

Que haríamos sin nuestra querida patata, en mi casa desde luego no se podría vivir sin ellas, nos gustan de cualquier forma ya sean fritas, cocidas, asadas, etc...como decía mi padre (habiendo patatas y huevos no hay hambre) y así es, mira que nos dan juego para hacerlas de mil formas diferentes, para poder comerlas solas o como acompañamiento de carnes y pescados, y que queréis que os diga una ensalada de patata esta buenísima. Bueno, pues con el repaso que so estoy dando con las patatas se deduce que la receta de hoy es lo que lleva patatas, jeje, hechas de esta forma son perfecta para acompañar un buen filete a la plancha y así compensamos un poco, quedan muy ricas y son sencillas de preparar, venga vamos con las patatas.
Ingredientes: Para 4 personas
1kg
Patatas
2
Especias de clavo
1
Hoja de laurel
Pimienta negra en grano

Sal

Para el majado

3gr
Pimienta negra en grano
3gr
Pimienta blanca en grano
1gr
Hiervas provenzales
3
Diente de ajo
7gr
Pimentón dulce
20gr
Harina de sémola
90ml
Aceite de oliva
Sal

Preparación:
Lo primero que haremos en esta receta será lavar las patatas y ponerlas en una olla, llenamos de agua hasta cubrir y ponemos al fuego a fuego medio, añadiremos las especias de clavo, la hoja de laurel, un puñado de pimienta negra en grano como unas 10, sal y las dejaremos cocer.
Las patatas que yo utilice las tuve que dejar 35 minutos, este tiempo puede variar dependiendo del tipo de patata,  no queremos que se nos cuezan enteras, cuando pinchemos en la patata y veamos que están casi cocidas las retiramos del fuego, las queremos algo durillas,  las dejaremos enfriar.
Mientras prepararemos el majado, en un mortero pondremos los ajos pelados y un puñado de sal, machacaremos hasta que los tengamos desechos.
Ahora añadiremos las dos pimientas y las hiervas, seguimos machacando las pimientas y cuando las tengamos listas añadiremos el resto de los ingredientes, removemos todo y ya lo tenemos listo.
Ahora pondremos a precalentar el horno a una temperatura de 180º con ventilador, mientras se calienta cogeremos las patatas y les quitaremos la piel para cortarla en bastones gruesos.
Necesitaremos una bandeja de horno lo suficiente grande como para que no queden unas encimas de otras, ponemos las patatas en la bandeja, añadimos el majado y con ayuda de nuestras manos mezclaremos bien para que todas las patatas queden bien impregnadas con el majado.
Metemos en el horno y lo dejaremos durante 20 minutos.
Transcurridos los 20 minutos comprobaremos que las patatas están listas, si ves que no lo están las dejaremos un poco más de tiempo, si lo están las sacaremos y las pondremos sobre la bandeja que tengamos pensado presentarlas.
Listas para comer.

                                                    ¡Buen provecho!  
También te puede interesar.

16 comentarios:

  1. En casa tampoco podemos vivir sin patatas y las tuyas están para ponerlas de plato principal. Yo siempre empiezo a comer por la guarnición, pero es que siendo tan rica como ésta no hay manera de resistirse. Yo por lo menos no lo hago.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  2. Que apañadas son las patatas!!!, con este majado delicioso.

    ResponderEliminar
  3. Me encantan estas patatas y las tuyas se ven deliciosas!!!!
    Besos.

    ResponderEliminar
  4. Azucena tu padre era muy sabio, porque la patata da mucho juego en la cocina.

    Yo hago unas similares a esta receta que nos traes hoy, copia de la versión deluxe de algunos restaurantes de comida rápida.

    Para no pringarte las manos te doy mi truco que es poner las patatas en un tupper, añadir el majado, tapar y agitar ¡quedan perfectas!

    ¡Besos mil!

    ResponderEliminar
  5. Miedo me daría ese plato delante mía!! me las como todas seguro, que bien te han quedado y que sabrosas las veo, tanto sirven para un aperitivo como para un acompañamiento, me han gustado mucho...Bess

    ResponderEliminar
  6. Qué ricas!! Yo tampoco sé vivir sin nuestras adoradas papas. Ese plato que nos enseñas está para quitrse el sombrero. de esta forma, con parecidos ingredientes las hago también y en ocasiones las parto y les dejo la piel. Un beso preciosa!!

    ResponderEliminar
  7. Deliciosa receta Azucena, ha este plato no hay nadie que se resista, un beset

    ResponderEliminar
  8. En que sin patatas que seria de nuestra cocina, no sabes como me gustan así estas patatas, perfectas para acompañar con cualquier cosa, sea carne o pescado.
    Un beso

    ResponderEliminar
  9. Me gustan mucho las patatas con aliño, seguro que si las probamos nos van a gustar y se quedarán con nosotros para siempre. En cuanto pueda las pongo. Besitos.

    ResponderEliminar
  10. Pues si, niña, las patatas son imprescindibles, pero hay muchas formas de disfrutarlas y la tuya es fantástica!! Uno de estos días las hago así que en casa las van a disfrutar.
    Un besito

    ResponderEliminar
  11. Qué ricas acompañadas con unas costillas a la brasa, un buen filetón o simplemente con un Dip. Es verdad.. que haríamos sin la patata!!

    Besos

    ResponderEliminar
  12. Que pinta mas rica tienen las tuyas, me encantan las patatas, y quien viviría sin ellas? jeje,,...
    Un besito :)

    ResponderEliminar
  13. Uumm!!! Me encantan las patatas. Nunca había oído esta receta pero, promete!! Me la anoto, tienen que estar buenísimas =)
    Un besazo y feliz finde!

    ResponderEliminar
  14. Hola guapísima !!!
    Que empiece el tráfico de tuppers a pulular de nuevo mi querida Azucena, que tus papitas con majado están para quitarle el hipo al más pintado.
    Me parecen absolutamente deliciosas y el hecho de cocerlas y llevarlas al horno, nos ahorra un montón de calorías. En casa te harían la ola, y es que son unos devotos incondicionales de Colón por haber ido al viejo mundo y traerse este manjar jajaja
    Me han encantado.
    Besotes mi niña.

    ResponderEliminar
  15. Hola Azucena. Tal como pude observar y ahora que las veo y leo como las has hecho creo que me quedé corto en los adjetivos que les dediqué en los distintos sitios donde las publicaste.
    Ahora que las veo más de cerca y leo la forma de hacerlas tengo la completa seguridad de que estas patatas tienen que estar exquisitas. Al ver ese color y el adobo que las bañan la boca se hace agua al imaginar lo deliciosas que deben estar.
    Unas patatas de lujo.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  16. siempre he pensado que la patata es la reyna de la cocina ,al menos en la mía ,y que curioso mi padre decía lo mismo que el tuyo , y que razón tenia , como las has preparado no las he hecho nunca ,pero eso va a cambiar ya , me encantan como te han quedado
    bss

    ResponderEliminar

Me encanta leer cada uno de vuestros comentarios, me alegran el día, gracias por perder un poquito de tu tiempo conmigo.
Muchas gracias.